19 de julio de 2016

CRISTIAN CASTRO, LA CULTURA Y LA PUTA QUE LO PARIÓ




Cristian Castro es el hijo de Verónica Castro y del Loco Valdez, El Loco Valdez era hermano de Don Ramón y de Tin Tán que le puso la voz a Baloo en El libro de la selva. De Disney, no de Kipling, putos. La familia Valdez tuvo una vasta y respetada carrera artística en México, de las mejorcitas diríamos, pero Cristian, lastimosamente salió fallado. Mas bien le salió a la madre, una bella actriz de telenovelas que actuaba como el culo, sin talento la pobre, bruta como ella sola e incapaz de ser expresiva o cambiar de rostro ya fuera que el villano le estuviera arrancando los pezones con alicate o el galán le esté derritiendo a polvazos estratosféricos. Ya se imaginan ¿no? Bueno, Cristiancito es el hijo opa de la opa esa. Canta como si tuviera atravesada una papaya en el orto, actúa con la misma cara del muñequito Chuky siempre, no tiene talento ni para escribir su nombre con H y se la pasa por la vida hablando la primera memez que un chico embrutecido pueda decir. Como es natural en nuestro mundo: Tiene montón de fans. Chicos y chicas igualitos a él. Porque Cristian Castro, es un producto más de la industria del espectáculo y el comercio, igual que el Reggaeton o las Burguer King. Pero en nuestro País... lo vendemos como cultura.

La bailadita que le cascó ese mocoso en Potosí y que tuvo repercusión nacional en varios medios, es una clara muestra de la ya sinceramente aberrante degradación cultural que vivimos. Nos estamos yendo a la concha de la lora a velocidades galácticas y en eso son culpables los medios, las autoridades, el público y demás personas piadosas y curiosas. Vamos a ver por orden algunas de las razones para escandalizarse de esta mierda:

1) El acontecimiento (Cristian Castro bailando tinkhu en Potosí) fue realizado en La Casa de la Moneda, Patrimonio Colonial de extraordinario valor histórico y cultural, una de las pocas cosas que Bolivia tiene como testimonio de una época. ¿Quién habrá sido el brillante cojudo que autorizó tal uso de tal espacio? Este es un problema que se repite a nivel nacional, por todas partes, al margen de la ya consabida indiferencia conque el patrimonio arquitectónico es tratado en Bolivia, lo poco que queda es usado para fines políticos o para espectáculos abominables que lo único que contribuyen es a seguir mimando el mal gusto y la radical banalidad de los imbéciles. Baile de Cristian Castro en la Casa de la Moneda, festival del chorizo en la Casona Santivañez, grupo folklórico en no sé dónde putas, y así, viviendo la vida loca a costa de mal usar y poner en riesgo el legado de nuestros mayores. ¡Hay que ser cabrones!

2) Cristian Castro llegó a Bolivia invitado por lo que los potocos tuvieron a bien llamar Festival Internacional de la Cultura¡¡¡¡¿Pueden creer esa vaina? La Ciudad Colonial por excelencia, el gran testimonio histórico boliviano, considera cultura a Cristian Castro. Gasta plata trayendo a ese patán a un festival de cultura. Eso ya navega en el plano escatológico del asunto. Es pura mierda y es otro problemita nacional pues, acá viene Cuauhtemoc Sánchez a la Feria del Libro, un imitador de Arjona aparece en los medios culturales, el Oficial de Cultura recibe a un imitador de mariachis y así, la puta madre que los parió, vamos confundiendo cultura con basura, creyendo que es igual el culo y la velocidad, jactándonos de nuestra propia miseria e ignorancia atrevida de la manera más burda, más jocosa y más prostituta que podamos. Bastardos, todos.

3) Los medios de comunicación promueven estas bazofias en sus secciones culturales. Cretinos de concurso, ellos, hacen gala de su pestilente falta de formación y de objetivos, de su maldita necesidad de figuración y visibilidad, de su barbarie conceptual y de su vacío cerebral, en notitas vivaces y coloridas, llenas de frasecillas tipo Inspiration Cards y completamente ajenos a la realidad y a la cultura,

Pero no sufran, putos, porque los medios son reflejo de la sociedad que los sostiene y que los incita, y por eso, nos tenemos bien merecida toda esta mierda, porque mientras los intelectuales académicos sigan siendo los alcahuetes del espectáculo de masas, los medios sigan siendo cantamañanas de la banalidad y la sociedad siga sin importarle un culo su propia educación, entonces, Cristian Castro es lo que nos merecemos. Sigamos así, mierdas, vamos por más, que nuestro próximo encuentro con el arte y la cultura sea una conferencia de Paulo Coelho.

18 comentarios:

  1. Jajaja pobre cultura, soy potosino, pobre alcalde y pobre gobierno...y a la mierda la educación.

    ResponderEliminar
  2. Xavier: pobre cojudo odiador estúpido. El nombre del blog es correcto: BASURA.

    ResponderEliminar
  3. Pobre amargado el que escribió esto. Seguro piensa que solo los libros que lee el son cultura. Su incultura la muestra con su intolerancia y bóludez. Que vaya y se lance de un puente

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hintoledante, icnodante.... Pffff típica reacción de un lector de libritos de "autoalluda" nivel Cuauhtemoc Sánchez jajajajaja

      Eliminar
  4. Me encanto bravo!! Bravo!! Nos merecemos lo q hacemos q cualquier boludo diga viva Bolivia y baile joda y chupe en nuestra patria es recompensado No buscamos mas alla de nuestras narices por q estamos biensito asi como estamos pa q mas verdad? Brabo de nuevo!

    ResponderEliminar
  5. Bien merecido tu empute crónico. Tus palabras son tan vacías como las letras de Arjona; o, "Azul" de ya sabes quien. Me pregunto que haces por Bolivia pseudopatriota.

    ResponderEliminar
  6. Ya basta de semejante putada, con disculpa de quien escribio el artículo, ese tipito no se merese ni putear por el, por que si de cultura vamos a hablar muchos saldran diciendo que los caporales son la máxima expreción de la cultura boliviana y así la cuadratura del circulo... por eso digo que no se merecía ni el tiempo del acertado escritor, mil felicidades

    ResponderEliminar
  7. Con el respeto que se merece al notable escritor deje me decirle que usted no es nadie .... Para insultar a un artista ya sea actor o cantate que sea de el país que sea usted lleva consigo un desprecio que quiere trasmitir a otros... Aquí los únicos sin cabeza fueron las autoridades potosinas que invitaron a Cristian Castro para inaugurar un evento cultural!!!

    ResponderEliminar
  8. La verdad es que es enervante la cantidad de basura mediática/"marquetera" que meten a este país ya que no llega nada de verdadera calidad culturial pero creo que tampoco nosotros nos preocupamos en crearla y exportarla ya que estamos sumidos en la mente consumidora (ojo no consumista, sin alegrarse progremierdas) que ya carece de capacidad de discernimiento, en que la "cultura de la TV" pesa más que los libros, libros que si llegan son como los de el señor Sanchez y así es como se va a la mierda un país que alguna vez fué muy rico y clama serlo aún.

    ResponderEliminar
  9. Te puedes ir mucho a la mierda y para hablar d mi querido Potosí lavate la boca hijo d mil putas

    ResponderEliminar
  10. Que falta de respeto la vida le enseñara a no insultar a una mujer

    ResponderEliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  12. DANOS DURO DIAMANTE!!!

    Lo único que puedo teclear es agradecimiento que aún existan personas reales, que le importe un culo si ofende la cruda realidad escupida en tu cara. Es que a nosotros los Bolivianos nos encanta que nos endulcen las orejas de burro con mierdas, pero si alguien va y te dice que sos un pelotudo, que todo esta mal, te quedas ahí pensando como idiota para dar una respuesta estúpida ante una opinión personal y abierta de la realidad.

    ResponderEliminar